Tweet

Elección de la mesa en el poker

pokergratis_new_rec2.jpg

Aunque jugar al poker siempre es divertido y disfrutamos haciéndolo, no podemos negar que, en general, no es un juego sencillo, ya que todo el tiempo estamos tomando decisiones complicadas. Ni hablar cuando, además, jugamos contra rivales realmente habilidosos.

Si lo que queremos es ganar suficiente dinero como para vivir del poker, no necesitamos dificultades ni complicaciones, ya que éstas reducen nuestras probabilidades de ganar dinero.

Una de las maneras de evitarnos problemas es elegir la mesa en la cual jugaremos, en lugar de sentarnos en cualquiera. Para elegir la mesa, deberemos tener en cuenta ciertos factores, como, por ejemplo, quiénes son los jugadores que están en esa mesa.

Para ganar dinero en la mesa de poker, deberíamos evitar jugar contra rivales expertos (esto es obvio), y tratar de elegir mesas en las que sepamos que los jugadores no son demasiado habilidosos. Como no podemos conocer a todos los jugadores de una sala de poker online, comenzaremos por hacer una lista de aquellos jugadores que conocemos (ya sea en forma personal o por referencias) y los clasificaremos según su nivel de juego.

Podemos ampliar nuestra lista accediendo a las listas que muchas salas de poker online ponen a disposición de los jugadores, con estadísticas de juego.

Así y todo, puede suceder que nos encontremos con mesas de completos desconocidos. En ese caso, comenzaremos por analizar los stacks. Si hay más de 2 ó 3 short stacks, deberíamos evitar esa mesa, por varios motivos. En primer lugar, si llegamos a conseguir una mano monstruo, difícilmente obtendremos valor por ella ya que no hay nadie con suficiente dinero como para pagar grandes apuestas.

Por otro lado, la estrategia habitual de los short stack es apostar con un rango de manos muy amplio, lo que suele complicar el juego y hacernos más difíciles las decisiones a tomar. En más de una ocasión nos encontraremos haciendo frente a all-ins en el pre-flop, en lugar de jugar nuestra gran mano en el post flop.

Si revisamos las estadísticas de una mesa antes de sentarnos, podemos ver la cantidad de jugadores que llegan al flop. Ese porcentaje nos indica cuántos de los jugadores presentes ponen dinero para ver el flop. Es muy bueno conocer esta cifra porque si ese porcentaje es bajo (menos del 20%) significa que los jugadores son muy tight, y no podremos hacer tanto dinero como queremos. El porcentaje ideal está entre el 25% y el 30%.

Otra estadística útil para elegir la mesa de poker es la cantidad de manos por hora que se están jugando. Cuantas más manos por hora se jueguen, mucho mejor para nosotros, porque esto significa la posibilidad de tener un buen promedio de ganancias por hora. El promedio habitual es de 100 manos/hora, por lo que ese debería ser nuestro límite de mínima, dentro de lo posible.

De todos modos, es conveniente observar la mesa precisamente, ya que las estadísticas por sí solas no significan nada. Por ejemplo, si la cantidad de jugadores que llegan al flop está por encima del 20%, y se juegan muchas manos por hora, puede significar que la mesa es shorthanded.

También podemos analizar el monto del bote promedio. Si vemos que una mesa tiene un promedio de $5 por mano y otra tiene un promedio e $10 por mano, entonces podemos suponer que podemos ganar mi dinero si elegimos la segunda mesa.

Si en una mesa hay lista de espera, generalmente significa que hay mucha acción o que los jugadores son principiantes, lo cual es muy bueno para los jugadores expertos.

Todos estos consejos no dejan de ser una guía que, obviamente, no es infalible, y no nos garantiza que ganaremos dinero si elegimos la mesa supuestamente correcta. Los números que encontramos en las estadísticas siempre son parciales y pueden deberse a distintos motivos. Por eso nos fijaremos en varias estadísticas combinadas, además del conocimiento que podamos tener de los jugadores, para tomar nuestra decisión.-

No dejemos de observar el movimiento de la mesa durante algunos minutos, antes de comenzar a jugar, para darnos una idea del nivel y la dinámica del juego. Y, por último, es preferible no jugar, que jugar poker en una mesa en la que estaremos en desventaja con respecto a otros jugadores, o de la que no podremos sacar dinero.


Close